Galette de peras para empezar la semana y homenajear al otoño

En algún post anterior ya comenté que el otoño es sin dudarlo mi estación favorita. No sé si el hecho de haber venido al mundo en noviembre tiene que ver con esto, quién sabe, tal vez…. aunque de lo que sí estoy segura es que de estos meses me gusta todo: los colores, los olores, la nostalgia que se respira en el ambiente (al menos para mí), ese aire frío que te despierta en un santiamén nada más salir a la calle por las mañanas… me gusta todo. Hasta la oscuridad de los países nórdicos me importa poco, la verdad. Noviembre y diciembre son los meses más oscuros por aquí, pero ya en octubre la falta de luz empieza a notarse bastante, algo que los suecos y sus vecinos del norte intentan solucionar  poniendo velas por doquier. No resuelven el problema, pero ayudan un poco y de paso lo vuelven todo más acogedor. Por eso he querido incluir una vela en las fotos de hoy, y porque a mí también me gustan mucho.

Para este post de “homenaje al otoño”, quería hacer un postre sencillo, en armonía con la naturaleza y de colores otoñales. Y qué mejor fruta que las peras, sobre todo cuando vi esta irresistible galette en Sweet Paul, una revista que me encanta y que siempre devoro nada más salir. Paul, su creador, es noruego y en mi opinión, ha sabido transmitir muy bien cierto espíritu escandinavo a la publicación. Aunque la revista no sólo me gusta por eso, sino ante todo por sus maravillosas fotos y recetas. Nunca había hecho una galette, así que no fue una elección difícil ;-) Lo mejor de la galette es lo sencilla que es de preparar y lo mucho que la podemos variar, ya que podemos utilizar un sinfín de frutas distintas. 

La semana pasada fue un poco dura. Estuve casi todos los días en casa, con mis dos hijos enfermos, mi marido de viaje… en fin, unos días nada envidiables. Sin embargo, el viernes por la mañana, cuando H&M se sentían ya mucho mejor y hacía un día espléndido pude salir de paseo con ellos a caminar y disfrutar del otoño. Di una larga caminata y recogí todas las hojas que pude por el camino, algo que siempre me ha gustado hacer desde pequeña. Volví con los bolsillos del abrigo y el carro de los niños llenos de hojas y ramas, y es que no sé, me hace tanta ilusión traer el otoño a casa….

En cuanto a la galette, resultó ser todo lo deliciosa que me esperaba y un poco más… La pera y la canela juntas jamás podrían fallar; además me gustó mucho el toque de cardamomo. Aunque no viene en la receta, creo que un poquito de jengibre quedaría genial también, pues jengibre y pera es otra combinación infalible. Lo probaré la próxima vez, aunque no sé, tal vez la prepare con manzanas, o ciruelas, o melocotones….. ¡ufff, que difícil elección!

¡Buena semana a tod@s!

Abrir & Imprimir Receta

Anuncios

40 thoughts

  1. ¡Brindo por este delicioso y entrañable homenaje! Espero que esta semana vaya todo mejor y que sigáis disfrutando de la caída de las hojas.

    ¡Un post y unas fotografías exquisitos Elena!

  2. Elena, esto debe de estar exquisito. Los postres con frutas son deliciosos, al menos así me lo parecen a mí. Especialmente si están templados del horno y recién hechos.

    Por Madrid tenemos todavía tiempo de verano. Hoy hemos llegado a los 28 grados. Parece que el calor no se quiere marchar pero, ya se sabe, es el veranito de San Miguel que es el 28 de septiembre. Seguro que enbreve estamos recogiendo hojas como tú. Y es que por estas tierras e¡los cambios de estación llegan sin avisar y pasamos de las chanclas a las botas en un pis pas.

    Me preguntabas en mi blog la razón por la que regresé a España después de 8 años en Inglaterra. Bueno, pues el caso es que mi marido se quedó sin trabajo y yo estaba muy descontenta con el mío. Decidimos buscar ambos y, ya de paso, en lugares cercanos a nuestras familias porque, por aquellos entonces ambas nos pillaban a desmano y nos apetecía tenerlos cerca. Los dos somos muy familiares. Yo tuve la grandísima suerte de encontrar trabajo en Madrid y, dos semanas después, lo encontró él. No nos lo pensamos dos veces, los niños eran pequeños por aquellos entonces y no les iba a costar el cambio así que, en cuestión de un mes, cambiamos Londres por Madrid.

    Los comienzos en Madrid no fueron fáciles pero el apoyo de mi familia lo hizo muy llevadero. Nos dimos un tiempo antes de vender nuestra casa allí, cosa que ocurrió después de 2 años en Madrid. Ahora estamos muy a gusto aquí y dudo que vayamos a regresar a Inglaterra aunque a mí no me importaría lo más mínimo. Como tampoco me importaría irme a vivir a otro país si surgiera la ocasión. Los años que pasé fuera de España fueron muy enriquecedores y mi visión de las cosas se amplió enormemente.

    ¿Y tú? ¿Crees que regresarás?

    1. Pues mira, seguramente, aunque nunca se sabe, la vida te da sorpresas… aquí estamos de forma temporal, por 1 o 2 años, y conservamos nuestro piso en Madrid… la idea es volver, pero como está España ahora mismo, no sé yo ;-)
      Tampoco me importaría irme a otro sitio, llámese China o la India. Total, a mi patria, Cuba, no creo que vuelva (al menos por unos cuantos años), así que da un poco igual. Ya soy un poco nómada :-)

  3. Yo hag olas galettes con hojaldre, qué maniosa soy… ;) ayer cenamos una con verduras y quesos varios, una bomba calórica!!
    Las peras de esta época, qué deliciosas, y qué fotos Elena…

  4. Hola guapi: el otro dia hice yo una galette de pera muy parecida a la tuya para DaP y nos la devoramos en un santiamen, estaba deliciosa,ahora al ver esta pense que tenemos transmision de pensamiento pues vemos una receta y nos apetece hacerla a la vez.
    Gracias por el enlace a la revista asi la he podido disfrutar un poquito y aunque no se puedan pasar las hojas me encanto ver sus fotos. Por cierto a ver si te mando un correo con las que te tengo que mandar.
    me encantan las hojas que has recogido, a mi tambien me gusta el otoño.besos

  5. Coincidimos una vez más, el otoño también es mi estación favorita con diferencia.
    Por cierto, no sabía que Paul era noruego. Como no hablo inglés también visito u blog y veo la revista, pero no tenía constancia del dato.
    Tu receta y tus fotos como siempre invitan a soñar.
    Besitos.

  6. Elena, mi niña, sí se nota que te gusta el otoño. Con cada receta que publicas y con esas maravillosas fotos. Otra con la que me quedo, aunque tendré que elegir cual hacer porque todas son divinas y soy capaz de comérmelas enteras!
    Un besote!

  7. El otoño es mi estación favorita, coincido contigo. Los colores de tus fotografías me han traido a casa un poco de esa estación maravillosa, aunque aquí aún hace tiempazo. Aprovecharemos la temperatura cálida mientras tanto. La galette, estupenda.

  8. Elena, me pasan cosas parecidas. En general el otoño no es mi época favorita porque Suiza se torna muy gris, hay niebla y poco sol, pero los dias son más cortos y ya se nota y eso me encanta. Creo que haber nacido al lado de la antática en donde la luz llega sólo hasta las 4 de la tarde ha sido clave en mi vida, por eso disfruto mucho del invierno suizo, tan parecido al que me vió nacer.
    Conocí una vez a una chilena expatriada en Suecia, luego de muchos años volvió a Chile y reuerdo que tenía la costumbre de encender velas por todos lados, eso no lo olvido nunca y ahora con tu post me he dado cuenta que es una tradición sueca, yo también adoro prender velas :).

    Preciosas fotos, son maravillosas, con colores muy otoñales. Me encanta la galette, de peras debe estar deliciosa.
    Besitos.

  9. Adoro el otoño, como tu, el frescor agradable de la mañana, el olor a castañas asadas que pronto inundara las calles de la ciudad, poder pasear por el bosque los fines de semana y disfrutar de sus colores y su silencio, solo interrumpido por el crujir de las hojas al pisarlas y por el silbido del viento… disfrutar de un buen te o café bien caliente para poder templar el cuerpo y sentir ese agradable calor…

    Respecto a los países nórdicos, me encanta como intentan dar luz con las velas, alegria con las flores siempre en las ventanas o en cualquier rincón de la casa….

    Bueno y tu dulce… que hoy nos centramos en el otoño y ya no me acordaba que has hecho una delicia con las peras.

    Un beso

  10. Me encanta el aspecto rústico de las gallettes, pero todavía no he hecho ninguna después de ver las tuyas me están dando ganas de comprar unas peras…
    Las hojas secas son preciosas, pero cuando tienes en la puerta de tu casa un árbol inmenso y sabes que todas las hojas van a caerte casi encima y las vas a tener que recoger, la verdad es que pierden un poco su encanto, además es que aunque en otoño caen muchísimas más, la cosa dura todo el año…si quieres te mando unos cuantos sacos!
    Me encantan tus fotos…como siempre.
    Un besico.

  11. A mi también me gusta el otoño y esa tradición que tenéis ahí de encender velas la adoro! Yo lo hago en mi casa porque encuentro que la hace más acogedora :). La galette dirás que es sencilla, pero yo la veo extraordinaria.

  12. Hola Elena,

    En España cuesta pensar en otoño a 28º, se ha juntado el verano con el veranillo de San Miguel, total que la gente seguimos vistiendo como en agosto.

    Me encantan los postres con fruta y este te ha quedado genial.

    Un saludo!

  13. Elena, qué deliciosa receta, y además, unas fotos preciosas, como siempre.
    Yo el 12 de octubre me mudo a Finlandia para un tiempo y tengo un poco de miedo en el cuerpo, jajajajaja por el frío y por la oscuridad, que yo soy muy latina!! Así que seremos vecinas!! ;)

    1. Wow, Finlandia!! Y qué vas a hacer allí, si no es secreto?
      Sin dudas, va a ser una experiencia inolvidable, aunque prepárate para el frío y la oscuridad, eso sí te digo!!!
      Ya me contarás qué tal te va por estas tierras. Tienes que venir a Estocolmo sin falta, pues es una ciudad preciosa y con mucha vida!
      Besos.

  14. Pues yo al contrario, necesito luz, calor, sol, los meses que se acercan son para mi un suplicio….. pero bueno.
    También estoy apuntada a las velas, sea invierno o verano, dan mucha calidez, esa luz y sus sombras son casi relajantes.
    Nosotros ahora estamos barajando la posibilidad de marcharnos fuera, ya veremos estos meses que vienen por donde sopla el aire.
    La galette me parece extraordinaria, como dices, pera y canela son una pareja infalible, también con anís estrellado me gusta mucho. Hace tiempo que no la preparo y viendo la tuya me han dado unas ganas locas de comerla.
    Besitos

  15. A mi también me gusta mucho el otoño pero eso de la oscuridad ya lo llevaría peor. Tiene que ser bonito si hay velas.
    Lo que más me gusta del otoño es el color rojizo de los árboles, por eso me han encantado las fotos de las hojas.
    Nunca he preparado una galette, a ver si me animo.
    Besos.

  16. Que bonito Elena, todo, las fotos, la receta (yo tambien tengo pendiente hacer una galette),… en lo que no coincido contigo es es tu amor por el otoño, yo no podría vivir en un pais nordico, necesito la luz del sol como las plantas, mi estación favorita es la primavera aunque tengo que reconocer que los colores del otoño son cálidos y acogedores como tu muy bien has sabido trasmitirnos hoy.
    Besitos

  17. Hola preciosa!, ya me dispongo a terminar mis deberes blogueros..pero no podía dejar de venir a verte ahora mismo!!..me encantan tus posts lo sabes, y hoy me ha encantado el espíritu otoñal que le has dado a tu galette!!..la revista ya esta bien anotada..maravillosa por cierto!
    animo con las enfermedades otoñales amiga!!!..aquí aún no empezamos por eso de estar en el Mediterráneo..pero ya llegará!!!:)
    cariños amiga!

  18. Yo tampoco he hecho una galette y creo que ya va siendo hora. Pero tengo tantas cosas pendientes que a veces no sé por donde empezar. Por cierto hace unos días hice la tarta rústica de frambuesas, aunque yo le puse moras. Estaba deliciosa. Pero tengo una duda los 100 gr de mantequilla enteros se los pones por encima de la tarta o solo una parte?
    Unas fotos maravillosas y un post que nos hace adentrarnos en el otoño aunque por aquí todavía tenemos temperaturas de verano aunque más suaves. Hasta la próxima. Besos

    1. Hola, Alison!
      Me alegro que te haya gustado la tarta rústica de moras, en tu caso ;-) Espero la puedas hacer de frambuesa también, pues está divina. En cuanto a la mantequilla, la cortas en pequeños daditos y la distribuyes por toda la superficie de la tarta.
      Un beso.

  19. Me encanta el otoño, los pasaos en el bosque que parece encantado con su colores, el ruido de la alfombra de las hojas y el silencio que te acoge.
    Preciosas tus fotos y aunque yo no tengo otoño aquí(Tenerife) pero tengo muchos recuerdos de mi país y tus fotos ayudan.
    El galette me encanta tiene que ser muy buena.
    un beso

  20. Yo nací a los pocos días de iniciarse el otoño, sumado a que el comienzo escolar se hace también en esas fechas, pues cada septiembre es un comienzo de año para mí.

    La galette te la copio!!

    Petó

    1. Hola, Valerie!
      Pues yo creo que sí. He visto más de una vez galettes de manzana. De hecho, la pienso hacer en estos días, de manzanas y moras. Tiene que estar riquísima ;-)
      Besos.

  21. Tengo muchas ganas de hacer una galette y seguro que no tardaré mucho.
    Me encanta como nos has encandilado con tus imágenes para el otoño, son preciosas las hojas, y como crujen al pisar verdad? :)

  22. Elena, eres de las mías :) Yo también adoro el otoño, y tengo muchas ganas de que llegue de verdad a esta zona. Describes muy bien las sensaciones que inundan esta estación, y es que he aprendido a disfrutar de ese aire nostálgico que tiene el otoño, me gusta. Y es ideal para hornear! Una galette perfecta, me encantan este tipo de tartas, con su aire rústico, tan ricas…
    Espero que tus hijos estén ya bien recuperados y que no vuelva a ponerse enfermo nadie de tu familia, para que podáis disfrutar bien el otoño del norte :)

    Un abrazo

  23. Elena,
    Qué bueno que ya tus peques están bien y tu marido de vuelta!!

    Qué receta tan sencilla y tan rica!!!

    Tus fotos son estupendas. Acabo de darme cuenta que también eres una egresada de l’Atelier!!! Esa Jackie ha hecho que le demos La Vuelta al Mundo en realidad!!!

    El otoño me fascina. No creo que podría vivir en algún sitio donde no existiera el otoño.
    Te leo y me reconozco en muchas de las frases!!! jejeje!!! Yo soy emigrante por condición natural. Vivo feliz donde estoy y no creo que regrese a Cuba aunque siempre la llevaré en mi corazón!!!

    Un besote,
    IDania

    1. Hola, guapa!
      Pues sí, al final somos de todos los lados y de ninguno en particular, verdad? Es el sino de los emigrantes y expatriados, para bien y para mal ;-)
      En cuanto a las fotos, muchas gracias, Idania. Me alegro que te gusten. Aunque tengo que decirte que no he hecho nunca el Atelier de JR, sólo soy miembro de LVM desde hace unos meses, aunque nunca he logrado participar pues jamás tengo tiempo. Qué pena. A ver si el mes que viene puede ser ….

  24. Estoy paseando por todo tu blog y me ha hecho gracia descubrir la forma que le has dado a esta gelette, que es igual a una cestita de manzanas que hice hace un par de meses :-) Una pinta estupenda. Un beso

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s